Yuri admite que le cuesta trabajo interpretar a “Grizabella” en “Cats”

Yuri admitió que le ha costado trabajo interpretar el personaje de “Grizabella” en la nueva versión en México del musical “Cats”, pues los ensayos han sido extenuantes, pero no baja la guardia.

“Vengo como la más humilde, la más chiquita y a aprender de todos. El teatro requiere mucha disciplina y los he visto ensayar día y noche.

“El teatro es para valientes, para gente profesional. Hay cantantes a las que les dicen ‘ponte aquí’ y ellas se hacen para allá pero no, no es tu show y yo estoy consciente de eso”, comentó la cantante.

Dijo que dominar al personaje, con el que se identifica, ha sido un esfuerzo en el que se incluye la paciencia, y aunque a ella se le considera una de las mejores intérpretes de México, reveló que cantar durante la obra le representa un alto grado de complejidad.

“Porque no es cantar por cantar, tienes que colocar tu voz de una manera muy especial. No puedo decir que es ópera, porque no lo es, pero sí es diferente la manera de impostar la voz y me ha costado mucho trabajo.

“Lo digo con toda sinceridad porque no estoy acostumbrada, aparte no tengo micrófono al que pueda tomar, lo tengo aquí (en la frente)”, explicó.

Otro punto que se le dificulta es encorvarse, pues “Grizabella” es una gata entrada en años que regresa a su comunidad en estado delicado de salud.

“No todas las ‘Grizabellas’ quieren estar encorvadas y creo que ella es una gata vieja que viene de una vida muy fuerte. Luego del primer ensayo llegué a mi casa con depresión, me dolía hasta el hipocondrio de ver lo que le sucedía.

“Y dije: ‘¡En la que me metí!’, pero vamos pa’ delante. Yuri, no se me raje, así que ahí estamos, echándole muchas ganas”.

A sus 41 años de trayectoria artística, la veracruzana asegura que la humildad es un valor que le caracteriza y ha puesto en práctica durante los ensayos y la convivencia con sus compañeros.

“La humildad es la que te hace grande y no la mamonería, porque cuando eres mamuchis se crea una cosa muy fea entre la compañía. Yo vengo a aprender, Dios exalta al humilde y al soberbio lo hace a un lado”.

Tras destacar que se siente arropada por el resto del elenco, agradeció en especial a Natalia Sosa que le esté enseñando los detalles del personaje, pues con ella alternará a “Grizabella”.

“Ella es quien más tiempo ha hecho este papel después de María del Sol, así que, qué mejor maestra. Es una mujer que le ha metido mucha caña, mucha fuerza y muchas ganas de enseñarme. Ese compañerismo es normal en este medio”.

Platicó que su hija Camila celebra su incursión en el teatro. “Ella ve la parte mágica y no la parte difícil del teatro porque no ha estado en muchos ensayos.

“Ve cuando mamá llega a casa y el otro día quería jugar conmigo y me dijo: ‘¿Por qué estás triste?’ y le respondí que me había encontrado a una gatita que me contó su triste historia”.

Respecto al Grammy a la Excelencia Musical que los Latin Grammy entregará a Yuri el 13 de noviembre en Las Vegas, Nevada, respondió que ya se había hecho a la idea de que nunca recibiría uno.

“Pero es padre que reconozcan tu trabajo y tu trayectoria después de tantos y tantos años. Pensé que nunca lo iban a tener y fue un deseo que le pedí a Dios desde tiempo atrás. Estoy feliz y agradecida, no me la creo”.

El productor Gerardo Quiroz informó que la nueva versión será una mezcla del “Cats” clásico con el más reciente que se estrenó hace dos años en Broadway. Desde el lobby el público sentirá que está en el barrio de la manada, pues se ambientará desde ahí hasta el escenario.

Reveló que la temporada estará dedicada a Marco Villafán, quien adaptó la obra, y a la actriz Maru Dueñas, ambos fallecidos el año pasado.

La puesta que se estrenará el 24 de octubre en el Teatro Centenario Coyoacán también cuenta con las actuaciones de Enrique del Olmo, Natalia Sosa, Juan Carlos Casasola, Raúl Coronado, Lalo Manzano, Alex Sirvent y Wendy Braga, así como con las de bailarines y acróbatas.

Fuente: Notimex/pmc