miércoles , septiembre 22 2021

Aguilar Yunes se autocompró millones en papelería inútil

????????????????????????????????????

 

Cientos de miles de hojas foliadas que Marco Antonio Aguilar Yunes se auto-compró cuando fue titular de la Secretaría del Trabajo, Previsión Social y Productividad del Estado, a un sobreprecio de más de 20 millones de pesos, permanecen arrumbadas dentro de mil cajas y tendrán que ser desechadas porque jamás van a poder emplearse.

Marco Antonio Aguilar es un abogado con formación predominante en el área penal, donde se ha desempeñado como agente del Ministerio Público, coordinador y subprocurador. Repentinamente fue nombrado en 2010 por el gobernador Javier Duarte de Ochoa como secretario del Trabajo, donde permaneció hasta enero de 2015, cuando fue relevado por Gabriel Deantes Ramos, actual titular.

Apenas llegar a la Secretaría del Trabajo, el ex subprocurador de Justicia decidió implementar en esa área laboral un estilo similar al empleado en las agencias del Ministerio Público, donde los procedimientos son hechos constar en hojas foliadas para evitar que haya “cachiruleos”, que se pierdan actuaciones o que las hojas sean cambiadas o sustituidas para alterar las diligencias.

Aprovechando que él mismo es dueño o socio de una imprenta –refieren empleados de la Secretaría- ordenó que el área de compras adquiriera de su empresa más de mil cajas, cada una conteniendo mil hojas foliadas, para el propósito anteriormente mencionado.

El material fue pagado con un sobre precio, superando los 20 millones de pesos.

El problema es que la implementación del sistema de hojas foliadas, necesita reglamentarse. Y los reglamentos que existen para su utilización en la Procuraduría de Justicia (hoy Fiscalía), no son trasladables a la impartición de Justicia laboral, por lo que la adquisición de ese costoso material fue inútil para la Secretaría, aunque muy redituable para el entonces secretario.

Así que en un área de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, cerca de mil cajas, con mil hojas foliada cada una, permanecen arrumbadas, humedeciéndose y echándose a perder, aunque fueron compradas a precio de oro al propio titular de la Secretaría.

De ser secretario del Trabajo, Marco Antonio Aguilar Yunes salió para ser diputado federal por el distrito 16, y es uno de los legisladores encargados de vigilar el trabajo del auditor Juan Manuel Portal, ya que, junto con otros 29 diputados, integra la Comisión de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación.