Javier Duarte de Ochoa no ha pronunciado palabra para dar respuesta a los reclamos

12524416_195542690834320_2638450110135635476_n

A tres días de que padres denunciaron que agentes de la policía de Papantla, Veracruz, desaparecieron a jóvenes y en medio de una crisis por otros secuestros en manos de agentes policiales, el Gobierno de Javier Duarte de Ochoa no ha pronunciado una palabra oficial para dar respuesta a los reclamos.
Apenas dos medios citan supuestas declaraciones realizadas por presuntas fuentes del Gobierno duartista. Y nada más.
Hasta el momento, la Fiscalía General del Estado no ha emitido ningún comunicado sobre la desaparición de Uriel Pérez Cruz, Luis Alberto Morales Santiago y Jesús Alan Ticante, por lo que la información sólo es la proporcionada por familiares y fuentes de la misma dependencia.
Los tres jóvenes desaparecieron en dos hechos distintos el pasado 19 de marzo, de acuerdo a la información dada a conocer por los padres durante la protesta que realizaron ayer jueves frente al Palacio Municipal de Papantla y en donde exigieron que se les informe el paradero de sus hijos.
Luis Humberto y Alberto Uriel Pérez Cruz desaparecieron juntos. Ninfa Cruz Nájera, madre de Alberto, relató que a su hijo lo persiguió una patrulla de la Policía Municipal y se lo llevó.

“Lo correteó una patrulla de la Policía Municipal y les disparó, las llantas de su vehículo se le poncharon sobre la calle Francisco Villa. Ahí fueron detenidos”, dijo la mujer a un medio veracruzano.
Desde ahí no ha vuelto a saber de él.
Cruz Nájera detalló que su nuera fue quien presenció los hechos y señaló que las patrullas 084, 060, 061 de la Policía de Papantla fueron las que participaron en la detención.
Informó que acudió a las oficinas de la Procuraduría General de la República, la Policía Federal, entre otros lugares y municipios sin que obtuviera respuesta de la ubicación de Alberto Uriel., quien, de acuerdo a medios locales, trabajaba como taxista y albañil.
A su vez, Humberto Morales Pérez, padre de Luis Humberto, señaló directamente que a su hijo se lo llevó la patrulla 84 y aseguró que también ha recorrido oficinas de gobierno y no ha podido obtener información.
Mientras que Jesús Alan Ticante Olmedo salió por la mañana de su domicilio ubicado en la colonia Emiliano Zapata para ver a su abuela y no llegó, Tras ello sus familiares se dieron a la tarea de buscarlo y un familiar les comentó que lo vio la altura del mercado del “Tarro”, donde se realizaba un operativo policíaco ese día. Tampoco se tiene indicios de su paradero.