Resultados de operativo de seguridad en Coatzacoalcos

veracruz_blindaje_coatzacoalcos-movil

El secretario de Seguridad Pública del Estado Arturo Bermudez Zurita, estuvo en Coatzacoalcos, para dar a conocer ante el alcalde Joaquín Caballero Rosiñol, y jefes castrenses, los resultados de la primera etapa del operativo que ha implementado en esta ciudad, donde destacó que el Mando Único con la Policía Naval, ha sido una gran solución a la inseguridad.

Y dijo que esto es parte de un acuerdo presidencial que vence en el 2018, año en que se retirará la naval y quedará una policía preparada en el Estado, donde aún faltan dos mil elementos en ser depurados de la corporación estatal.

El responsable de la seguridad en el Estado, aseguró que el acuerdo presidencial, dio al gobierno Estatal, un plazo de dos años para crear una policía confiable, y este plazo se vence en 2018, por lo que siguen trabajando en ello y aun faltan alrededor de dos mil policías en ser depurados.

Aseguró que la entrada de la Gendarmería Nacional, es innecesaria, porque hoy la Policía Estatal, cuenta con mejores elementos, mejor armamento, patrullas y tecnología, aunque dijo que en estos tiempos la delincuencia ha cambiado sus estrategias.

Destacó que la idea de tener una Policía Naval ha sido una gran solución que tiene una etapa primordial, porque es un acuerdo presidencial, que vence en el 2018, y para ese año el Estado, debe tener una policía digna, para cuando la naval se retire, pero reconoció que no es fácil reclutar, seleccionar y entrenar policías, pero se está haciendo.

Y afirmó que en los tres años que tiene operando el Mando Único en la zona sur, de Veracruz la estrategia de seguridad, ha funcionado bien, y seguirán trabajando con ese empeño hasta el final de la administración estatal actual.

Bermúdez Zurita, explicó que las llamadas de broma que hacen de manera irresponsable, personas sin conciencia al Centro de Comando de Control y Computo (C4), causan a las corporaciones de auxilio y emergencia un gran desgaste, y esto hace que en donde en verdad se comete un hecho ilícito las unidades lleguen tarde.