viernes , septiembre 24 2021

Se cumplió el sueño de Eduardo

Eduardo Peralta Noguera de 30 años de edad, nació con labio leporino y paladar hendido, por 20 años espero una segunda cirugía que le ayudará a mejorar su calidad de vida, sin embargo la crecida del río e inundaciones en la región de Hidalgotitlán, estuvieron a punto por frenar su sueño.

Acompañado de su mamá, Margarita Noguera quien hizo lo imposible para que Eduardo llegará el Hospital Rural de IMSS Prospera en Jáltipan para beneficiarse en el Encuentro Médico Quirúrgico de Cirugías Reconstructivas, estaba sumamente emocionada, pues sabe que su hijo espero ansioso esta oportunidad.

“Nos enteramos de que harían operaciones sin que pagáramos, fui por mi hijo que estaba allá en Hidalgotitlán, pero cuando nos veníamos el río empezó a crecer y a inundar, por poco y no llegamos”.

Cuando Eduardo tenía cuatro meses de edad, hubo un primer intento de operación, sin embargo no tenía las condiciones para ser intervenido, fue así que pasaron 10 años cuando lo operaron por primera vez, sin embargo era necesaria otra cirugía.

Tuvieron que pasar 20 años para que Eduardo fuera candidato para la cirugía, “casi no llegamos, tuvimos que pasar el río y las inundaciones, el agua nos llegaba a las rodillas, pero ahí veníamos, estuvimos a punto de regresar porque no se podía pasar por los caminos; los dos nos agarramos fuerte para que la corriente de agua no nos llevara”.

Lalo concluyó su educación primaria y hoy se dedica a ayudar a su papá en las labores del campo, sabe que con la operación que los médicos IMSS le realizaron podrá tener más oportunidades para su futuro.

Está agradecida por el apoyo dado por parte del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), pues durante la semana que estuvo el Jáltipan recibió alojamiento y comidas para ella y su hijo, y lo principal que es la atención médica para que hijo pueda tener una mejor vida.